Carreteras azules

Un aventurero, un cuaderno y la vida

‘Carreteras azules’, un doble viaje interior por las carreteras menos conocidas de Estados Unidos y por el alma de William Least Heat-Moon Un doble viaje interior. Eso es lo que nos ofrece Carreteras azules (Capitan Swing). Por un lado, nos encontramos con un recorrido por los lugares menos conocidos de Estados Unidos. Y, por otro,

Nunca hubo una América tan profunda

A mediados de los cincuenta, en Estados Unidos aparecían dos obras paradigmáticas que en sí mismas constituirían la eclosión de un género literario de dimensiones infinitas, tanto como la geografía del país. Con «Lolita» (1955), Vladimir Nabokov novelaba trayectos en coche por la América profunda de moteles y carreteras interminables, como después tantos autores y

15 libros de viajes para disfrutar bajo la sombrilla

Estados Unidos por carreteras secundarias, las andanzas de un reportero en África y hasta una novela histórica con tramas amorosas por el majestuoso río Nilo. Estas novedades editoriales para amantes de los viajes garantizan horas y horas de hamaca llenas de aventuras. CARRETERAS AZULES Lo mejor siempre se encuentra al salirse del camino. El 21

Carreteras azules

Tras haber perdido su trabajo y a su esposa —después de un matrimonio fallido—, William Least Heat-Moon llega a un punto de inflexión en su vida y decide coger su camioneta y realizar un viaje de 13.000 millas por carreteras secundarias, llamadas «Blue Highways» porque aparecían dibujadas en azul en los mapas antiguos de Estados